martes, 18 de octubre de 2016

DIOS MANTIENE SU PALABRA

“El que sostiene a los justos es Jehová…No serán avergonzados en el mal tiempo [en el tiempo de calamidad]” (Salmo 37:17, 19, cursivas añadidas).
Puedes preguntarte: “¿Qué significa esto exactamente?” Significa simplemente lo siguiente: Dios es fiel no solamente en dar pago a las maldades, sino también en cumplir sus promesas. En efecto, David está diciendo: “Mira a tu alrededor y ve cómo Dios cumple su Palabra. Sus advertencias ahora están siendo manifestadas en los encabezados de los periódicos, sus acciones están en todos los medios de comunicación. ¿Acaso no mantendrá también Dios su Palabra de preservar a sus escogidos?”.
NOTICIAS ATEMORIZANTES
Piensa en esto: No importa lo que suceda en el mundo, no importa cuán espantosas sean las noticias, cuán severamente se sacuda el mundo, o qué tan al borde del colapso puedan estar las economías; el pueblo de Dios no será avergonzado. De hecho, Dios trabajará con nuestra fe para cumplir su Palabra en nosotros. Puede que suframos, pero él ayudará a todos aquellos que confían plenamente en él. El mundo nunca nos podrá decir: “Su Dios no mantuvo su Palabra”.
TESTIMONIOS A UN MUNDO INSENSIBLE
No te equivoques, vamos a enfrentar situaciones imposibles en los días que vienen. Pero nuestro Dios dice que él es Dios de lo imposible, que hace milagros donde no hay solución humana. De hecho, por su propia voluntad pone su reputación en las manos de su pueblo, invitándonos a comprometerlo a su Palabra. Puede que pienses: “Pero Dios puede defender su propio nombre. Él no me necesita.” ¡No es así! Dios ha escogido a su pueblo para que sean el testimonio a un mundo adormecido e insensible, y él nos llama a comprometerlo abiertamente a hacer lo que él ha prometido.