sábado, 7 de enero de 2017

AVIVA EL DON DE DIOS - Carter Conlon

Pablo le dijo a Timoteo: “Por lo cual te aconsejo que avives el fuego del don de Dios que está en ti por la imposición de mis manos.” (2 Timoteo 1:6).
Mi palabra hoy para ti es la misma: Aviva el don de Dios. Cuando Dios puso su mano sobre tí, puso algo de su vida dentro de ti: la habilidad de hacer lo sobrenatural.
Entonces, ¿Cómo avivar el don de Dios? Comienza diciendo: “¡Señor, lo quiero! Quiero que mi vida sea lo que tú has llamado a ser. No quiero simplemente pasar desapercibido en esta sociedad y al final no hacer ninguna diferencia. Quiero el poder para sobresalir como un seguidor de Jesucristo”.
Esa ha sido mi oración en el transcurso de toda mi vida cristiana: “Señor, avívame. Llévame a otro lugar: no dejes que me estanque. No me dejes vivir de la gracia y las victorias de ayer. Hoy es un nuevo día; me voy a encontrar con gente nueva. Mueve mi corazón a compasión. Que mis ojos vean a la gente de la forma en que los ves tú, no dejes que tenga miedo de sus rostros. Tú estás vivo dentro de mí; me diste tu Espíritu Santo y me dejaste en la tierra con un propósito, asi que ¡ayúdame a encontrar la razón por la que estoy vivo en esta generación!”
Recuerda, la única cosa que detiene al verdadero hijo de Dios es la incredulidad. Así debemos pedirle a Dios la gracia de honrarle y hacer pleno uso de todo lo que él nos ha dado. Así es como las almas serán tocadas, ¡al ver la realidad de Jesucristo viviendo en nosotros!

Carter Conlon se unió al equipo pastoral de la Iglesia Times Square en 1994, por invitación del pastor fundador David Wilkerson, y fue nombrado para el cargo de Pastor Principal en 2001.