lunes, 10 de diciembre de 2012

PUEDES TENER TANTO DE JESÚS COMO QUIERAS by Gary Wilkerson

Mi padre, David Wilkerson, me enseñó una lección cuando era niño y creo que es la lección más importante que he aprendido en toda mi vida. “Gary”, me dijo, “puedes tener tanto de Jesús como quieras”.

¡Cada uno de ustedes que está leyendo este artículo puede tener tanto de Jesús como quiera! Dios no dice al azahar: “Te escojo a ti, y no a ti”.

“Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, porque ellos serán saciados.”(Mateo 5:6). Este verso está hablando del hombre o la mujer que dice: “Quiero todo lo que Jesús tiene para ofrecer. Voy a ser insaciable en mi hambre espiritual para obtener todo lo que Él tiene para dar”.

La Biblia dice que Dios está buscando hombres y mujeres cuyos corazones son completamente Suyos para que Él pueda mostrar su poder. “Porque los ojos de Jehová contemplan toda la tierra, para mostrar su poder a favor de los que tienen corazón perfecto para con él” (2 Crónicas 16:9)

Dios no quiere que el 10 ó el 75 por ciento de Su iglesia estén consagrados y vivan una vida separada y santa. El quiere que el 100 por ciento de Su cuerpo, Sus creyentes, esté comprometido incondicionalmente.

No es Dios quien está reteniendo la unción de Su Espíritu, sino nuestra falta de respuesta a lo que Él está derramando. Dios ha rasgado los cielos, ha bajado y ha manifestado Su Santo Espíritu en estos últimos días. El hombre o la mujer que responda a lo que Dios está dispuesto a dar se levantará y dirá: “En estos tiempos finales elijo vivir una vida consagrada. No seré disuadido de esto, ni seré retenido. Nada puede impedir el destino que Dios tiene para mí de estar ardiendo por Él, totalmente lleno de Su Espíritu”.